Egipto, Luxor

Qué ver en Luxor, la antigua Tebas, capital de los faraones

Qué ver en Luxor: la antigua Tebas, capital de los faraones, está ubicada en la orilla occidental del río Nilo, en el sur de Egipto. Tiene mucho para visitar: maravillosos templos, monumentos y tumbas reales. Las noches cálidas, las calesas tiradas por caballos y las aguas tranquilas del Nilo completan el cuadro que hace que Luxor sea considerado uno de los puntos turísticos más importantes de Egipto.

Luxor está construida sobre las ruinas de la antigua Tebas, capital de Egipto durante los imperios Medio (ca. 2050 - 1750 a. C.) y Nuevo (c. 1550 a. C. hasta el 1070 a. C.). Tebas abarcaba no solo la orilla oriental del Nilo, donde se hallan los templos de Luxor y Karnak, sino también la orilla occidental, donde se ubica una gran área de necrópolis de nobles y reyes.

El nombre de Luxor proviene del vocablo árabe Al-Uqsur, que significa fortificación y recuerda los campamentos militares que se establecieron aquí durante la época romana.

Luxor es el aeropuerto de llegada desde El Cairo y el punto de partida para realizar los cruceros por el Nilo hasta Aswan.

Acompáñenos a visitar los espectaculares templos de Luxor y adentrémonos juntos en el fascinante mundo de los dioses. Hoy tenemos la suerte de visitar lo que antes solo era accesible al faraón y a los sacerdotes. Vamos a ver la lsita de qué ver en Luxor?

Templo de Luxor

El Templo de Luxor forma parte del complejo Antigua Tebas y sus necrópolis y fue distinguido por la Unesco como Patrimonio de la Humanidad. Se construyó durante las dinastías XVIII y XIX en el Imperio Nuevo, aproximadamente entre los años 1400 y 1000 a.C. Fue comenzado por Amenofis III, terminado por Ramsés II y consagrado en honor al Dios Amón. Tiene una ubicación privilegiada sobre el río y es uno de los templos mejor conservados de Egipto. Un imperdible para visitar, tanto de día como de noche.

Templo de Luxor

Para ingresar, un pilono, construcción en forma de pirámide truncada que rodea a la puerta de entrada. Por delante, una magnífica avenida de esfinges que, antiguamente, unía el Templo de Luxor con el de Karnak. Al entrar, se puede recorrer el patio de Ramsés II, la columnata de Amenofis III, la Sala Hipóstila y la sala del santuario de Amón.

Templo de Karnak

La ciudad-templo de Karnak se sitúa a 2 kilómetros al norte de Luxor, en la orilla este del Nilo. Muchos faraones participaron en la construcción de este templo, que inició en la dinastía XVIII. La construcción comenzó hace 4000 años y llegó hasta la ocupación de los romanos. Durante 2000 años, muchos edificios fueron construidos, demolidos o modificados, lo que resultó en un enorme complejo religioso que podemos visitar hoy y asombrarnos con sus dimensiones, templos y columnas. Aquí Amenofis III hizo desmontar veinte edificios construidos por sus antecesores para construir su gran templo dedicado al dios Amón.

Qué ver en Luxor: Templo de Karnak

El Templo de Karnak tiene 100 hectáreas y consta de varios recintos: el recinto de Amón-Rá, el de su hijo Montu, el de su esposa Mut, el Templo de Opet y el Templo de Ptah. Es uno de los templos más visitados de Egipto.

Colosos de Memnón

Los colosos de Memnón antiguamente decoraban la entrada del templo funerario de Amenofis III, del que no queda nada. Estos dos gigantes sentados fueron hechos en una sola pieza de gres. Tienen 19 metros de altura y fueron llamados así por los griegos.

Qué ver en Luxor: los colosos de Memnón

Valle de los reyes

Cruzando el río Nilo, visitaremos el lugar donde los reyes tebanos del Imperio Medio decidieron construir sus moradas eternas. Detrás de las rocas de Deir el Bahari, se esconde el Valle de los Reyes, especie de llanura abrazada por el sol donde las procesiones acompañaban a los faraones.

Es una gran necrópolis, donde están enterrados la mayoría de los faraones del Imperio Nuevo (dinastías XVIII, XIX y XX). Fue inaugurada alrededor del año 1500 a.C. por el faraón Tutmosis I, tercero en la dinastía XVIII. Hoy se pueden ver los carteles en las diferentes tumbas: Seti I, Amenofis I, Ramsés IV, Tutmosis, pero los restos están en las vitrinas del Museo de El Cairo, la capital de Egipto. La tumba más famosa: la del rey Tutankamón, descubierta con todo su maravilloso tesoro en 1922 por Howard Carter.

Qué ver en Luxor: Valle de los Reyes

Valle de las reinas

El Valle de las Reinas es el nombre que lleva esta necrópolis donde fueron enterradas principalmente las mujeres de los faraones y también algunos príncipes. Hay más de 60 tumbas, aunque no todas están abiertas al público. Muchas de ellas fueron descubiertas por una expedición italiana entre 1903 y 1906. El valle se construyó para reunir las tumbas de las reinas, príncipes y princesas de las dinastías XVIII, XVIV y XX.

Al igual que el Valle de los Reyes, el Valle de las Reinas se ubica sobre la orilla occidental del río Nilo, frente a la ciudad de Luxor. La tumba más importante es la de Nefertari, reina de la dinastía XX, que tiene una gran decoración. Era la esposa preferida de Ramsés II y ambos fueron inmortalizados en el gran templo de Abu Simbel.

Tanto el Valle de las Reinas como el Valle de los Reyes han sido declarados Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Templo de la Reina Hapchetsut

El Templo de Hatshepsut está ubicado en El Deir El Bahari, sobre la orilla occidental del río Nilo, también frente a la ciudad de Luxor. Fue construido por la Reina Hachepsut, considerada la primera mujer que ocupó la posición de faraón. Reinó Egipto 20 años durante la dinastía XVIII en los años 1490-1469 a.C.

Es el templo más imponente de nuestra lista de qué ver en Luxor. Este espectacular templo en honor al dios Amón fue construido directamente en la roca. Su ubicación al pie de unos elevados riscos de roca le dan un marco increíble y resaltan su grandiosidad. Está formado por tres terrazas unidas por una amplia rampa que funciona como vestíbulo para llegar al templo.

Templo de la Reina Hatchepsut

Espero que nuestra lista de qué ver en Luxor te ayude a programar tu viaje al maravilloso y único Egipto, uno de los destinos más visitados del mundo.

Related Articles